Menú

Extracción de la leche materna para el bebé de alto riesgo

Extracción de la leche materna

Tendrá que extraerse leche con regularidad para suministrarle la cantidad suficiente al bebé de alto riesgo. Muchas madres descubren que pueden responder al esquema de alimentación de sus bebés cuando comprenden cómo se produce la leche. Al comienzo, las hormonas desempeñan una función importante en la producción de la leche. Después de la primera o la segunda semana tras el nacimiento del bebé, la extracción de leche, ya sea por medio de la lactancia materna o de la extracción, tiene un efecto mayor en la cantidad de leche que se produce.

¿Cómo se produce la leche?

Con la expulsión de la placenta después del nacimiento del bebé, pronto se produce una disminución de las hormonas que mantenían la gestación, lo que permite que la hormona prolactina se ponga en funcionamiento. La placenta ha estado produciendo hormonas que mantenían la gestación. La disminución repentina de estas hormonas, una vez expulsada la placenta, le da la señal a la prolactina para que se ponga en funcionamiento. La prolactina les indica a las mamas que es tiempo de empezar a producir grandes cantidades de leche. La madre toma consciencia del efecto de la prolactina cuando se produce la emisión de la leche, generalmente entre 3 y 5 días después del parto. Generalmente, es en este momento que aumenta la producción de la leche, incluso si el bebé no se ha estado amamantando bien o con frecuencia. Sin embargo, la lactancia materna o la extracción frecuente a veces acelera el proceso de establecer el aumento de la producción de leche. En ocasiones, la madre tiene una demora en la producción de grandes cantidades de leche.

Producción satisfactoria de leche materna

La producción continua y prolongada de leche materna depende principalmente de su extracción por medio de la lactancia materna o del uso del sacaleches. Cuanto más frecuente sea la extracción y más vacías queden las mamas, más leche producirán. Lo contrario también es cierto. Cuando la leche se extrae con menos frecuencia o cuando es insuficiente, las mamas reciben la señal de reducir la producción y de producir una cantidad menor. La extracción de leche tiene lugar cuando un bebé se amamanta eficazmente o cuando la madre se extrae leche con frecuencia para mantener vacías las mamas.

La lactancia materna requiere que el bebé succione de modo eficaz para que se transfiera suficiente leche de la mama a la boca, desde donde la traga. Para succionar, el bebé debe prenderse bien fuerte de la mama y usar las estructuras de su boca para crear la succión intermitente y extraer la leche. La succión correcta es una señal que le indica al cuerpo de la madre que libere la hormona oxitocina. Con la liberación de la oxitocina, se producirá la emisión de la leche. Este es el término utilizado para describir el flujo de leche de las mamas.

De modo que si el bebé es prematuro o está enfermo y no puede extraer leche con la eficacia suficiente para estimular y mantener la producción de leche, la madre tendrá que extraerse leche hasta que el pequeño se ponga más fuerte.

Ilustración de bebé amamantándose, prendido
Haga clic en la imagen para ampliarla.

Métodos de extracción de la leche materna

La transferencia de la leche materna también puede hacerse por medio de técnicas de extracción. La extracción puede ser manual o con un sacaleches. Para la extracción manual, se comprime el tejido mamario con la mano. Luego se puede recolectar la leche en una cuchara o en un recipiente. Existen sacaleches que también permiten la extracción de leche. Algunos funcionan manualmente, mientras que otros son eléctricos o funcionan con batería. La técnica de extracción combinada intercala el masaje de las mamas y la extracción con sacaleches, lo que ayuda a aumentar al máximo el suministro de leche de las madres de bebés prematuros.

Revisor médico: Donna Freeborn PhD CNM FNP
Revisor médico: Heather M Trevino BSN RNC
Revisor médico: Mary Terrell MD
Última revisión: 2/1/2021
© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.

¿Sabía usted?

 Si no puede amamantar a su bebé porque tiene algún problema de salud u otras circunstancias, deberá darle leche de fórmula para bebés. La leche de fórmula contiene los nutrientes necesarios para que su bebé tenga buena salud, y debería ser la fuente principal de nutrición si su hijo tiene menos de un año, dice la American Academy of Family Physicians (Academia Estadounidense de Médicos de Familia). Use una marca confiable de leche de fórmula aprobada por la Food and Drug Administration (Administración de Alimentos y Medicamentos, "FDA" por su sigla en inglés) de los Estados Unidos.